sábado, junio 06, 2009

Non omne quod licet honestum est

Hace un par de semanas visité la Secretaría de Estado de Medioambiente en compañía de mi amigo-hermano Héctor Mota Portes para reunirme con algunos técnicos calificados de esa cartera y discutir sobre el famoso tema de "La Cementera de Los Haitises". Nos aclararon los siguientes puntos según nuestras preguntas. Los comparto con todos tratando de que tengamos una mejor perspectiva del problema.

1. Sobre la concesión del permiso o Licencia Ambiental DEA No. 0157-09: Según la explicación que nos ofrecieron, este permiso pasa por distintas etapas y en total pasaron unos nueve meses y medio para poder evaluarlo por completo desde que se hizo la solicitud formal del permiso hasta su aprobación.

2. Sobre el permiso denegado y que originó el rumor de que la presente Licencia Ambiental había sido otorgada de manera complaciente, nos explicaron que el primer permiso se solicitó por un área mucho mayor y una parte de hecho entraba en el Parque Nacional de los Haitises.

3. La Licencia Ambiental aprobada no está dentro del parque, pero su punto de mayor acercamiento a los límites del parque es de 3.5 Kms (hace poco ví que el director de Minería dijo que era de 5.6 Kms, pero yo prefiero el dato de los técnicos de medioambiente., que reconoce una mayor cercanía.

4. Sobre el área de amortiguamiento: Dannerys Santana nos explicó que la UICN (Unión Internacional para Conservación de la Naturaleza ) SUGIERE, una distancia de 0.5 kilómetros como área de amortiguamiento, lo cual me pareció honestamente una cantidad irrisoria. Como sea Dannerys nos explicó que el permiso estableció que el área más cercana estaría a 7 veces la distancia sugerida por UICN. En honor a la verdad, he buscado este dato de medio kilómetro hasta la saciedad y no lo encontré. Los movimientos de Conservación hablan de una zona de amortiguamiento consistente en 10 kilómetros alrededor del parque pero tampoco he podido confirmar este dato.

5. Estando nosotros en la oficina de Medioambiente llegó el Secretario y aunque al principio se mostró algo escéptico , se integró a la conversación y apuntó además que los vientos alisios soplan desde el nordeste hasta el Suroeste, por lo que ellos entendían que el viento no llevaría mayor contaminación al Parque Nacional de Los Haitises.

Estos son en esencia los puntos con los que la Secretaría de Medioambiente y Recursos Naturales y su Staff han defendido su criterio de disponer la aprobación de la Licencia que permite esta cementera en los diferentes medios de comunicación. Yo por mi parte los conozco pero no los comparto. Entiendo que una mina de esta índole estaría demasiado cerca del parque. Tres Kilómetros y medio es una distancia que yo hago a pies en un suspiro y la verdad es que no quisiera que una situación inesperada impacte este delicado ecosistema.


Esta foto corresponde al Helicóptero Huey (probablemente el involucrado en el accidente reciente y en el que el Secretario de Medioambiente salvó la vida). Me imagino a este u otros futuros Directores de la cartera de Medioambiente sobrevolando los Haitises y divisando esta cementera en plena producción, generando humo "por pipá" o por montones...se imaginan tremendo atentado a la vista? Eso mismo verían los turistas que sobrevolaran el área, qué verguenza Dios Mío!!!

Me hubiera gustado que a esta altura del juego se hubiese resuelto el dilema de la Cementera, pero mientras les dejo con estos protestantes en la cima de una colina con la bandera dominicana...estos son los jóvenes de La Revuelta y otros movimientos que se han dado a la tarea de mantener la alarma y la voz de la conciencia. No han muerto las ideologías ni las voluntades. Desde aquí mi apoyo y mi aprecio para ustedes por defender con tesón lo que consideran una causa justa. Aprovecho la ocasión para invitarles a ver la exposición de distintos artistas (incluyendome) en la Galería de la Segunda Planta de "Encuentro Artesanal" en la Calle Arzobispo Meriño #407 en la Zona Colonial, inaugurada ayer en la noche con motivo del día internacional del Medio Ambiente y que se exhibirá durante una semana.

Mi posición final está contenida en el título de esta entrada en esa sentencia del derecho romano...significa que no siempre lo permitido jurídicamente, es justo o moral. Y tiene relación con esa delgada diferencia entre lo que un ciudadano puede hacer (la conducta de acuerdo con la ley) y lo que debe hacer (más allá de la ley, un comportamiento personal conforme a la ética social y en este caso conforme a los principios que han enarbolado conocidos medioambientalistas que hoy apoyan este proyecto). Ojalá que puedan darle hacia atrás a esta decisión y tal vez ubicar una zona alterna que sea tan deseada como la que está cerca de mi parque de Los Haitises. Honestamente...tengo muchas esperanzas pero también muchas dudas, ojalá no se pierda el enfoque en lo principal y es mantener el parque totalmente saneado libre de desperdicios y cualquier tipo de contaminación...ojalá no hagan que sea el área protegida la que tenga que doblarse entre el debate político y el tope de testosteronas, como si fueran dos gallos con nombres de mujer.

"No todo lo legal es justo".

11 comentarios:

Angie Guichardo dijo...

Yo vivo en una urbanización cercana a Cristo Rey, La Agustina,La Fe, etc., y cuando la Fábrica Dominicana de Cemento (Cementos Colón)se encontraba en la cabecera del puente de Villa Mella, nuestro apartamento vivía constantemente invadido del polvo que desprendían las calderas de la fábrica. Las ventanas que eran de aluminio blanco se ponían NEGRAS y no fue hasta que trasladaron dicha empresa que pudimos descansar y respirar mejor de todos los daños que estas causan.

Es una pena que en este país los gobiernos sigan destruyendo lo poco que nos queda, que lo sigan vendiendo, que continúen repartiéndose nuestro patrimonio cual herencia legítima al obtener el poder.

Que pueblo tan pacífico éste, que pueblo tan paciente, que pueblo sano!

Rose Marie dijo...

"No todo lo que es legal es justo" cuanta verdad encierra esta frase. Soy una fiel lectora de su: "Cronicas de los Minutos que ya pasaron.." y extrano cuando no veo algo publicado, por lo cual nunca podria tenernos "jartos". Podrian todas las licencias de concesion a esta explotacion minera ser veridicas, pero desde ya no son justas. Pues nuestra naturaleza, nuestro medio ambiente esta para nuestro "disfrute" y la palabra "explotacion" suena a despojo, suena a irritacion, suena a desprecio. Me alegro que se sume usted, no solo con sus palabras, sino tambien con dejarnos sus fotografias de lo que pudiera perderse, de lo que seria afectado. Un buen punto es la contaminacion visual, ademas, como lo presenta... Probablemente eso senos habia escapado. Cuando piense en Los Haitises, cuando piense en la proteccion de nuestro ambiente... piense en "Ecos de La Tierra". Juntos somos mas.

Saul dijo...

"This is the end...

Of our elaborate plans, the end
Of everything that stands, the end"♪
Apocalypse Now

Como que pega, no?

El Mamey dijo...

Yo quizás peque de "hombre de poca fe", pero si Jaime David (a quien creía uno de los mejores hombres que ha pasado por las carteras ambientales y creado programas aún hoy vigentes como Quisqueya Verde) está tan metido en este asunto, la verdad es que dudo mucho que la famosa cementera no se haga.

Como siempre, el poder del que tiene el dinero, es el poder. Lo nuestro son sólo mierdas de pendejos.

:(

Anadell dijo...

Maravilloso, el titulo lo dice todo.
A mantenerse la esperanza, y mantenernos en pie d lucha en contra de la cementera.

saluditos

Héctor Emilio (Motika) dijo...

Ciertamente hermano mio, "no todo lo legal es justo", aplica perfectamente en este caso. Comparto contigo como te dije en aquel descenso que hicieramos al lugar de los hechos lo siguiente: ciertamente nos muestra que la lucha por los ideales estan vivos en las juventudes dominicanas. Pienso a la luz de los hechos lo siguiente: 1)Este caso ha "quemado" a Jaime David Fernandez Mirabal como político, y de paso perdemos una reserva moral que pudo haberse preservado para el futuro (ojalá no se mal interprete lo que quiero realmente decir con esto), 2) Se demuestra una vez mas la falta de piedad y de conciencia de una parte de nuestra clase empresaria dominante. Qué coño les importa si se joden o no se joden los haitíses o el país completo, solo les importa seguir llenando sus bolsillos. Ellos son los que en este momento se amparan en lo legal. Aunque nos sea justo!

Anónimo dijo...

amén!!!!

temarti dijo...

Leer posts como éste es buen incentivo a la esperanza, pero el tener que reconocer la realidad de nuestra sociedad actual con instituciones débiles, políticos clientelistas y mayoría de ciudadanos indiferentes, le deja el paso a la desesperanza. Ojalá que los grupos con real conciencia y visión de protección de nuestros recursos sigan creciendo y algún día puedan ayudar a inclinar la balanza.

victor victor dijo...

Amigos, amigas, pero no sería mejor tirar ese veneno lejos de ahi.
Quiere decir que si esos teecnicos tuieran un restaurante pusieran la planta de emergencia 'en una esquiniiiiita del comedor'.
Sentido común le ha faltado a Jaime David, hoy ha quedado como un funcionario que 'no pone el oido en el corazón del pueblo', Va preso de la codicia y el deseo de acumulación desmedida de otros que debieran ir con su música a otra parte.

3smirn@ dijo...

Ignorancia, ignorancia, ignorancia! de los que han puesto siquiera en su mente este proyecto.

Bebanse un vaso de Brugal con 3 pasitos "abusadores del medio ambiente" y mueranse sus malos pensamientos donde no hiedan!!! (no en los Haitises porsiacaso)...

Carlos Sanchez dijo...

Y qué carajos les va a importar a los Estrella y demás empresarios metidos en eso de la cementera si Los Haitises se joden o no?? Si nuestro medioambiente se jode o no?? Ustedes no entienden que la forma en que ellos piensan es que si este país se va pal carajo y nos cae encima una escasez de agua o cualquier otra consecuencia funesta de sus acciones, ellos van a coger sus millones y se van a ir para Miami o para cualquier sitio que se les antoje?? Algo tenemos que hacer para defender de manera más enfática nuestras reservas naturales. Qué les vamos a dejar a las siguientes generaciones si permitimos estos abusos??